1. Titulo del Proyecto: Modernización de la Red cubana de Ciencia

Ejecutor: CITMATEL

El objetivo del proyecto es modernizar y completar la Red Cubana de Ciencia como una red digital de contenidos, productos y servicios de Ciencia, Tecnología y el Medio Ambiente. Ello incluye poner en servicio una infraestructura tecnológica de una red modernizada con niveles superiores de acceso y conectividad soportada sobre la red CENIAINTERNET, un portal general  de la Red cubana de Ciencia versión web 2.0,  un sistema de selección, adquisición, procesamiento, organización y actualización de  los contenidos  para la Red de la ciencia y facilidades experimentales de computación en la nube. El proyecto está previsto realizarlo en 2 años.


2. Titulo del Proyecto: Servicios de información y comunicación de ciencia, tecnología y medio ambiente para Tarea Vida


Ejecutor: CITMATEL

Debido al acelerado desarrollo de la TIC, la convergencia tecnológica, las necesidades de desarrollo del país, para el enfrentamiento al cambio climático y los lineamientos de la política social del Partido y la Revolución se hace necesario desarrollar servicios de información y comunicación de ciencia, tecnología y medio ambiente para Tarea Vida. El proyecto está previsto realizarlo en 2 años.


3. Titulo de Proyecto: Sistema de videoconferencia del CITMA

Ejecutor: CITMATEL

El Ministerio de Ciencia Tecnología y Medioambiente (CITMA) con frecuencia tiene la necesidad de realizar reuniones de balances, capacitaciones y otras actividades, por lo que al agrupar al personal incurre entre otros, en gastos de transporte, hospedaje, dietas y desaprovechamiento del tiempo en los traslados. Por este motivo el CITMA encargó la implementación de un SVC.

El presente proyecto tiene el objetivo como parte de la mejora de la infraestructura tecnológica de la Red cubana de Ciencia diseñar, implementar y poner en servicio un Sistema de Videoconferencia  acorde con las exigencias del servicio solicitadas por el CITMA. El proyecto está previsto realizarlo en 2 años.

4. Titulo de Proyecto: Programa de Asociación de País sobre Manejo Sostenible de Tierras “Apoyo a la Implementación del Programa de Acción Nacional de Lucha contra la Desertificación y la Sequía en Cuba” (CPP-OP15)

Objetivo: Crear  capacidades y condiciones para el manejo sostenible de las  tierras  y contribuir a  la productividad y las funciones de los ecosistemas. Iniciado en  2008 con el objetivo de mitigar  causas y  efectos negativos de la degradación de la tierra sobre los ecosistemas con el MST. Compuesto por 5 proyectos,  complementados e interconectados. Incluye  programas de extensión y educación ambiental.

Refuerza los instrumentos  normativos, legales y los conocimientos científicos asociados al MST.

Contribuye a alcanzar la seguridad y soberanía alimentaria, en correspondencia con los objetivos propuestos en los lineamientos de la política económica y social del Partido y la Revolución y  con varios Objetivos de Desarrollo Sostenible.

5. Titulo de Proyecto: “Bases Ambientales para la Seguridad Alimentaria Local (BASAL)

Ejecutor (coordinación): Instituto de Geografía Tropical

Cofinanciamiento Internacional: Unión Europea

Principales entidades ejecutoras nacionales: Instituto de Investigaciones Agrícolas del MINAG, empresas y Unidades Empresariales de Base del propio Ministerio, Asociación Nacional de Agricultores Pequeños, Asociación Cubana de Producción Animal 

Mediante el trabajo estrecho con productores estatales y privados, en coordinación con los gobiernos locales y con la identificación de intereses que competen al sector de la agricultura en Cuba, desarrolla medidas que apoyan la adaptación al cambio climático, para contribuir al desarrollo socio-económico continuado y sostenible del país. Está encaminado a la reducción de las vulnerabilidades relacionadas con el cambio climático en el sector agrícola al nivel local y nacional. Se enfoca en implementar acciones que faciliten/ consoliden el intercambio de información y conocimientos entre científicas/os y productoras/es locales y nacionales y capacitadas/os estos actores para lograr un mejor enfrentamiento conjunto a los retos del cambio climático, a la vez que proporciona herramientas para enfrentar los impactos del cambio y la variabilidad climática y hacer más sostenible la producción de alimentos, a las autoridades locales y nacionales que sean sensibles a los aspectos de géneros. La visualización de sólo uno de sus principales indicadores.

6. Titulo de Proyecto: Escenarios de peligro y vulnerabilidad de la zona costera cubana, asociados al incremento del nivel del mar para los años 2050 Y 2100

Objetivo:

Perfeccionar e incrementar el conocimiento sobre los escenarios de peligro por el ascenso del nivel del mar y la vulnerabilidad de la zona costera cubana, para los años 2050 y 2100, con vista a proponer las principales medidas de adaptación ante los cambios ambientales.

Proyectos

  • Tendencias y respuestas del manglar, los humedales costeros y vegetación de las dunas ante la elevación del nivel del mar.
  • Geología y Geomorfología marino-costeras del archipiélago cubano.
  • Estimación de las anomalías, tendencia, proyección y los períodos de retorno de los valores extremos del nivel del mar relativo durante el presente siglo, a partir de mediciones de la Red Mareográfica Nacional.
  • Actualización de las corrientes marinas. Escenario actual, 2050 y 2100. • Localización y estado de deterioro de las crestas arrecifales de Cuba.
  • Actualización y evaluación de la evolución de las playas para los años 2050 y 2100.
  • Inundaciones costeras producidas por la surgencia y el oleaje generado por eventos meteorológicos extremos.
  • Profundización de las vulnerabilidades ante el cambio climático en asentamientos humanos costeros y otras áreas para los años 2050 y 2100 y la búsqueda de soluciones de adaptación.
  • Avance de la intrusión salina originada por el ascenso del nivel medio del mar, escenario 2050.
  • Estimación de la tendencia de la vulnerabilidad demográfica.
  • Tendencia a la acidificación de los mares cubanos para los años 2050 y 2100.
  • Servicio Batimétrico.
  • Evaluación de las vulnerabilidades ecológicas, económicas y sociales en la zona costera, a partir de los escenarios 2050.

7. Titulo de Proyecto: Reducción de la vulnerabilidad ambiental ante inundaciones costeras por penetración del mar a través de la Adaptación Basada en Ecosistemas (ABE) en el sur de las provincias Artemisa y Mayabeque” (Nombre común: Manglar Vivo)

Ejecutor (coordinación): Agencia de Medio Ambiente, CITMA

Cofinanciamiento Internacional: Fondo de Adaptación del Protocolo de Kyoto

Principales entidades ejecutoras nacionales: Cuerpo de Guardabosques (CGB), Grupo Empresarial Agroforestal (GAF, Ministerio de la Agricultura).

Enfocado a la realización de obras de restauración de ecosistemas de  manglar en un tramo de la costa que abarca dos provincias y 6 municipios, con el proposito de aumentar la capacidad de adaptación a los efectos del cambio climático por parte de las poblaciones que los habitan. La ABE está disponible para los planificadores y decisores. Instituciones fortalecidas que apoyan las acciones de ABE, en el marco de los planes de protección actualizados e implementados.

Partiendo de  7318 hectáreas de ecosistemas costeros degradados en el año 2014, se propone  aumentar los índices de salud y las condiciones de este ecosistema. Ya en el año 2016 se había beneficiado 1145 hectáreas de mangle  (costa), 1401.2 hectáreas de bosque tierra adentro, enriquecidos con especies nativas y con la eliminación o control de cuatro especies exóticas invasoras

Objetivo:

-Protección de la zona costera mediante la adaptación basada en ecosistemas (AbE)

-Aumentar la resiliencia a los efectos del cambio climático, de las poblaciones que viven en la zona costera de las provincias Artemisa y Mayabeque.

Componentes:

1.- Recuperación del ecosistema de manglar para mejorar la funcionalidad de la franja costera y reducir los impactos de las inundaciones costeras.

2.- Participación de sectores productivos y comunidades en la planificación de la zona costera, incorporando la adaptación basada en ecosistema (AbE).

3.-Fortalecimiento de capacidades institucionales y suministro de información para la efectividad y sostenibilidad de las medidas de adaptación al cambio climático.

7. Titulo de Proyecto: Proyecto Sabana-Camagüey

El Archipiélago Sabana-Camagüey y la zona costera de la Isla de Cuba tienen una gran importancia en los procesos biogeográficos relacionados con la diversidad biológica en el Gran Caribe septentrional y, por lo tanto, en las acciones de conservación y uso sostenible de los recursos naturales regionales. Se comparten  con Estados Unidos y las Bahamas (y quizás Bermudas) especies migratorias marinas (tortugas, tiburones, peces de pico, túnidos)  y  numerosas metapoblaciones de especies de arrecifes y pastos marinos.   Por otra parte, es un área sometida y amenazada a un proceso de desarrollo que incluye la pesca, el turismo, aparte de otras actividades económicas en las cuencas hidrográficas asociadas.

Por estos motivos, el Estado Cubano viene prestando, desde hace más de tres lustros, una atención especial a la conservación de los valores de la biodiversidad del  ESC, y ha invertido cuantiosos recursos para ese fin, contando con el apoyo técnico y financiero del GEF, del PNUD (Capacidad 21) y otras agencias y organizaciones internacionales (Environment Canada, Canadian Department of Environment – Regina y La Salle -, Canadian Nature Federation/Ducks Unlimited/World Wildlife Fund (WWF) Canada, Parks Canada y Canadian Wildlife Service, entre otros), dedicadas a la protección de los recursos de la diversidad biológica a escala global, que se materializó en la firma en 1993 de un Proyecto en 3 etapas (corto, mediano y largo plazo, respectivamente), de las cuales ya fueron exitosamente ejecutadas la primera  y la segunda.

Eco-Sistema Sabana – Camagüey:

El Ecosistema Sabana-Camagüey (ESC), en el contexto del Proyecto PNUD/GEF Sabana-Camagüey, está representado por el archipiélago del mismo nombre y su plataforma marina (8,311 km2), la Zona Económica Exclusiva (43,800 km2) del océano adyacente, y las cuencas hidrográficas asociadas (19,401 km²). Éste se extiende  a lo largo del aproximadamente 465 km en el área norte central de Cuba, entre Punta de Hicacos al oeste y la Bahía de Nuevitas al este, abarcando cinco provincias: Matanzas, Villa Clara, Sancti Spíritus, Ciego de Ávila, y Camagüey. El Archipiélago Sabana-Camagüey (ASC) constituye el mayor sistema de cayos del Gran Caribe y contiene el 60% de los cayos del país (2,515 cayos y 3,414 km²). Los manglares, de variados tipos, están profusamente distribuidos en prácticamente todos los cayos y a lo largo de la costa de la Isla de Cuba (1,627 km2). No menos importantes son los arrecifes coralinos, que se extienden a todo lo largo del borde externo de la plataforma marina (390 km2). Estos se manifiestan como crestas coralinas a manera de rompientes, y arrecifes frontales que se extienden hacia mayores profundidades con  transiciones de formaciones coralinas diversas que incluyen veriles sencillos y con contrafuertes, sistemas de camellones y canales, arrecifes de parche, “hoyos azules” (blue holes),  cañones, y  abruptos cantos profundos.

La plataforma marina posee grandes extensiones de pastos marinos (5,625  km2) con diferentes tipologías, así como una  variada flora y fauna.  Estos incluyen importantes zonas de cría y alimentación de especies de importancia comercial, como peces y langostas, y conservacionista como manatíes y tortugas marinas.

Los cayos que la bordean exhiben una bien conservada variedad de formaciones vegetales, y  muchos poseen en sus costas meridionales hermosas playas de arenas blancas y aguas transparentes de impresionantes tonalidades (182 km2). Estas formaciones vegetales,  de gran  importancia mundial (Dinerstein et al., 1995), incluyen además de los manglares, bosques semideciduos (177 km2) y bosques siempreverdes micrófilos (299.6 km2), y matorrales xeromorfos costeros (70 km2), así como complejos de vegetación de costa arenosa y costa rocosa, y comunidades halófitas, entre otros. El archipiélago alberga temporalmente o sirve de tránsito a gran cantidad y abundancia de aves migratorias entre norte y Sudamérica.

Este abigarrado mosaico de hábitats posee una gran  diversidad de flora y fauna marina y terrestre, y atesora un elevado nivel de endemismo terrestre, lo que privilegia a este ecosistema como uno de los más ricos en especies y hábitats en Cuba y el Gran Caribe.

Por sus valores naturales, arqueológicos y científicos, el ASC fue designado por el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (CITMA) como un área de gran prioridad para la conservación de la biodiversidad. También, por sus valiosos recursos de biodiversidad y su vulnerabilidad a la contaminación desde buques, el archipiélago fue declarado por la Organización Marítima Internacional (OMI) como Área Marina Sensible Protegida (PSSA), la segunda aprobada por ésta después de la Gran Barrera Coralina Australiana.   El ASC, junto con la  zona costera de la Isla de Cuba, está  propuesto como una Región Especial de Desarrollo Sostenible, que incluye otras áreas protegidas de categorías  de manejo más estrictas, de las cuales varias ya están declaradas. Por otra parte, ya fue  designada por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) la Reserva de Biosfera Buena Vista. Más recientemente se declararon cuatro sitios RAMSAR (Reserva de Biosfera Buena Vista, Humedal Norte de Ciego de Ávila, Humedal Norte de Camagüey y el Refugio de Fauna Río Máximo). 

8. Titulo de Proyecto: Un enfoque paisajístico para conservar paisajes montañosos amenazados

Ejecutor (coordinación): Instituto de Ecología y Sistemática

Cofinanciamiento Internacional: Fondo para el Medio Ambiente Mundial (GEF, en inglés)

Principales entidades ejecutoras nacionales: CGB, GGAF, Ministerio de la Agricultura.

Iniciativa que se desarrolla en los cuatro principales macizos montañosos de Cuba (Guaniguanico, Guamuhaya, Bamburanao, Nipe-Sagua- Baracoa, bajo un enfoque de paisaje que integra las áreas protegidas, paisajes productivos ecosistemas interrelacionados, ya sean hábitats naturales o intervenidos por el ser humano. Implica la aceptación intrínseca del ser humano como componente del paisaje. Resulta una importante fuente de creación de infraestructuras naturales (Corredores Biológicos) que proporcionan la elevación de la resiliencia de una considerable superficie del país, de manera que los ecosistemas se encuentren mejor preparados para enfrentar los efectos del cambio climático. 

Entre sus metas al año 2022, trabaja con el Grupo Agroforestal (Ministerio de la Agricultura), para que en estas zonas cuenten con (I) 19560 hectáreas de bosques establecidos (10.840 hectáreas en zonas de conectividad priorizada); (II) 600 hectáreas en los bosque de franjas de protección del agua; (III) 2.400 hectáreas de bosques de conectividad enriquecidos en zonas priorizadas de conectividad.

Instituto de Ecología